domingo, 29 de marzo de 2015

La foto de la semana (#73)


La zona indoor de Nigloland
No es la primera ocasión en la que os hablo del tratamiento que hace un parque de atracciones o temático respecto a una zona indoor y la verdad es que es un tema del que creo que se debería hablar y teorizar más ya que hay una franja de parques (tanto en EEUU como en Europa) que deberían revisar las políticas de cobijo al cliente en caso de inclemencias meteorológicas adversas.

El caso es que la pequeña zona indoor de Nigloland tiene un toque especial que me dejó boquiabierto dada la excelente finalización del producto (no la espectacularidad, cuidado). En un espacio de 50 x 50 metros el parque nos ofrece varias alternativas de ocio lideradas por Bumper's Car, unos coches de choque kiddies con una pista de dimensiones francamente diminutas y que tienen toda la pinta de haber sido obra de Preston & Barbieri.

Más allá de la pista de vehículos eléctricos encontramos juegos de habilidad gestionados directamente por el visitante, como esta pista de carrera de caballos o las canastas de baloncesto colindantes:

Y en mitad de esta zona, a medio camino entre indoor y arcade, me encontré con una de esas máquinas que no sabría muy bien definir cuál es su función exacta o su atractivo, pero su existencia es digna de mención.

El mecanismo consiste en que tú pones una moneda de 1 euros (pongamos por ejemplo) y mediante un joystick puedes controlar el disparo de unas bolas que, en contacto con unas palanquitas moverán unos payasos en forma de títeres repartidos en el interior de la máquina. Dependiendo de qué payaso muevas, mayor puntuación en forma de tickets te llevas para luego cambiar por productos típicos de sala arcade:
Yo creo ya que a estas alturas ya no saben qué inventar para sacar el dinero del sufrido bolsillo de los padres.

Como el área indoor se encuentra situada justo en mitad del área temática de Village Rock'n Roll, como es lógico todo goza de un theming intensivo acerca de la temática estadounidense de los años 60, encontrándonos con objetos meramente decorativos como este sillón inspirado en las tapicerías y estructuras de las Harley Davidson (luces en reposabrazos incluídas):


Lo más curioso del tema es que podemos adquirir en la Pizza Factory, justo en el edificio de al lado, un aperitivo o un refresco y tomárnoslo sentados en las mesas que hay distribuidas alrededor de este Bumper's Car mientras observamos como los más pequeños de la familia disfrutan de su ciclo en estos coches de choque en miniatura:


La verdad es que fue uno de los rincones que más me gustó del todo parque (teniendo en cuenta su acometido y tamaño, sin fijarnos en que sea una gran ride o una zona de theming extenuante. Con pequeños detalles en la decoración, una buena selección de máquinas y distribución de elementos y una planificación de espacio adecuada, podemos conseguir un área indoor que en días de lluvia servirá para resguardar a los sufridos visitantes del parque. Y de paso, para que consuman unas cuantas monedas a favor del parque.

Muchos parques hoy en día deberían bajar de sus tronos y contemplar lo que realizan los más pequeños, se sorprenderían con algunas acciones eficientes de este estilo.

*****

Otras fotos de la semana:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada